‘Espiral’ agrega otro capítulo a la franquicia de ‘Saw’

Cuando parecía que ‘El Juego del Miedo’ había terminado, la productora Twisted Pictures regresa el 13 de mayo, ahora con un asesino de policías corruptos

En 2004 la productora Twisted Pictures sorprendió al mundo con una película que llevaba el terror a otros niveles al incorporar aspectos psicológicos, trampas mortales y retorcidos juegos mentales que buscaban la venganza del antagonista de esta producción.

La película en cuestión era «Saw: El Juego del Miedo» («Saw», James Wan) y su temática de asesinatos retorcidos por una venganza generó una serie de secuelas y parodias que provocaron que se colocara en el imaginario colectivo de los cinéfilos del mundo.

Un asesino serial con máscara de cerdo se está dedicando a matar a los policías corruptos de South Metro.

Luego de ocho películas en la que se llevó al límite la historias, explotando incluso el 3D y dando por muerto al villano de la saga, llega a las salas de cine «Espiral: El Juego del Miedo Continúa» (‘Spiral: Saw’, 2021, Darren Lyn Bousman), un nuevo capítulo a la franquicia.

El departamento de policía South Metro se encuentra dividido. Por un lado está Zeke Banks (Chris Rock, quien se aparta de la comedia para este papel más serio), un policía que es acusado de soplón por haber enviado a la carcel a Pete, quien mató a un testigo que hablaría contra los agentes corruptos.

Este episodio marca a Zeke, quien se vuelve desconfiado y sólo es protegido por su padre el capitán Markus (Samuel L. Jackson) y Angie Garza (Marisol Nichols).

En medio de ese ambiente viciado en la jefatura de policía, uno a uno, los policías considerados corruptos caen víctimas de un asesino que imita el modus operandi de Jigsaw-John Kramer, asesino serial que falleció hace tiempo y cuyos asesinatos tenían que ver con retorcidos juegos y máquinas que causaban la muerte de sus víctimas.

El primero en caer es Boz (Dan Petronijevic), acusado de mentir en la corte. Su sacrificio para salvarse sería perder la lengua. Otro agente muerto es Fitch (Richard Zeppieri), quien asesinó a un joven por ser insultado.

Todos estos asesinatos llegan a Banks, quien tiene que resolverlos antes que caigan más policías. Para esto se apoyará en William Schenk (Max Mingella), el detective novato y quien será su nuevo compañero, con quien entabla una amistad sincera.

Chris Rock funge además como el productor de esta película.

El desarrollo de la historia tiene al espectador al borde del asiento y tratando de resolver quién es el asesino y quién será la siguiente víctima, además de descifrar el por qué cada elaborada forma de asesinar se le dedica al corrupto en turno, aunque el primer caso, el de Boz es el que se puede ver más en pantalla, los otros son mostrados de forma más cortada y utilizando el recurso del flashback.

La historia es original de Josh Stolberg y Pete Goldfinger, quienes mantienen el espíritu de la saga original, al grado de dejar en el aire una segunda parte de «Espiral».

La película se estrena este 13 de mayo en las salas de cine de México y promete llenar de terror a los fans de esta franquicia.

Le damos 3 estrellas de 5.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.